miércoles, 31 de julio de 2013

Ronda de chupitos con dedos incendiados

En Roma, los chicos se atreven con un peculiar ritual



Los pretendientes de Corina se han lanzado a probar una original costumbre romana: la ronda de chupitos con dedos en llamas.

martes, 30 de julio de 2013

Todos los Tequilas Parte 161 - Rio de Plata

Es un fino tequila que conserva la pureza de su elaboración, siguiendo los métodos tradicionales de fermentación para lograr tras un sereno reposo en barricas de roble blanco, ese sabor único que lo distingue. Su reposo deberá cumplir, como mínimo 18 meses en barricas de caracteristicas especiales, para así lograr los estándares de calidad que lo distinguen a nivel internacional.

Río de Plata
botella 700ml

lunes, 29 de julio de 2013

La mente del coleccionista

Coleccionar es un instinto humano básico y muy antiguo, propio de personas organizadas, cuidadosas y un punto obsesivas. Ya sea de sellos o de lámparas, de cuadros, abanicos o de electrodomésticos, una colección puede convertirse en una pasión de por vida, con todo lo que ello implica

En el portátil de Antxón Gómez está almacenado su mundo, integrado por los miles de objetos que le parecen singulares y que colecciona desde hace décadas. Clasificados en carpetas atiborradas de fotografías, que testimonian una perfecta organización, hay imágenes, entre otras, de sus colecciones de rollos de papel pintado (tiene unos dos mil); de cajas de cerillas, envoltorios de hojas de afeitar (le interesan por su gráfica); de sillas, relojes, botellas de cerámica, bandejas metálicas, máquinas de escribir, vinagreras, bancos de plástico de los años 70 y aironfixes estampados. También hay muchísimas lámparas, centenares de ellas. Unos objetos que, confiesa Antxón, son su debilidad. Las hay de pared, de techo y de sobremesa. Clasificadas a su vez en subcategorías, como los materiales (plástico, cristal, madera, cuerda…) y los colores (destacando aquí las piezas en rojo y blanco).

“Esta es mi locura”, resume Antxón con naturalidad. Una locura que le ha acompañado durante toda su vida. Su trabajo (es director artístico de películas como las de Almodóvar), ha sido otro acicate para un impulso que describe como “innato” y que le proporciona muchísimas satisfacciones. “Quizás el único agobio es el tema del espacio”, reflexiona, y recuerda cómo empezó a guardar primero sus objetos en un local de la Via Laietana y luego trasladó su cueva de Aladino a una nave del Poble Sec. Pero llegó un punto en el que el aspecto del almacenaje se convirtió en un problema: tenía más de 7.000 objetos, algunos de gran volumen, por lo que tomó la decisión de empezar a aligerarse. Organizó un mercadillo y muchos de sus tesoros encontraron otros dueños. “Me he dado cuenta de que no me importó desprenderme de ellos”, dice, “Y que ahora necesito menos”. Un ejemplo: su colección de lámparas tipo Fase, de las que poseía 120 y de las cuales hoy conserva sólo una treintena.

Ello no significa que Antxón no siga comprando cosas que le atraen: “Porque lo que más me gusta de coleccionar es el proceso de búsqueda, encontrar ese objeto fuera de lo común, que tiene una historia que contar”, explica. Así que las estanterías de su nuevo almacén (más reducido), siguen llenándose de cosas que quizás aparezcan en una película o en un anuncio. “Creo que no soy un coleccionista muy al uso porque utilizo las piezas para el trabajo, la vida diaria”. Sin embargo, pese a su eclecticismo, Antxón cuadra muy bien con el perfil del coleccionista: es extremadamente ordenado, le motiva la búsqueda, escoge a partir de criterios personales y, además, le gusta mostrar lo que tiene.
Aunque les separan cronológicamente varias décadas y estilos rotundamente distintos, la pasión de Antxón Gómez no es muy distinta a la de Frederic Marès, quizás el coleccionista barcelonés por excelencia. Nacido en 1893 y escultor de profesión, Marès descubrió en París, a los 18 años, el mundo de los anticuarios y las subastas y adquirió allí sus primeras piezas. Fue el principio de una existencia marcada por el coleccionismo, que se saldó con decenas de miles de piezas. Una inmensa colección de colecciones que se exhibe, por donación del propio Marés (fallecido en 1991), en el museo barcelonés que lleva su nombre. La colección más homogénea es la de escultura hispánica, que comprende un espectacular abanico de vírgenes con niño policromadas y una impresionante sucesión de Cristos y retablos de madera. Pero es en las salas dedicadas al Gabinete del Coleccionista donde se aprecia hasta qué punto llegaba la locura de Marès por adquirir cosas, clasificarlas y categorizarlas (en secciones como femenina, masculina, fotografía, la fe…). Miles de piezas, fundamentalmente del siglo XIX, que van de abanicos a pipas (de estas últimas hay 300, casi todas con su cajas), pasando por juguetes, llaves, bastones, espadas, tarros de farmacia, relicarios y una notable serie de cuadros y objetos dedicados a la virgen de Montserrat.

Como muchos otros, Marés sintió desde muy joven la llamada del coleccionismo. Una especie de necesidad vital que resulta difícil de describir pero que, como explica el psicólogo Ricard Cayuela, es una característica muy propia de los auténticos coleccionistas. “La búsqueda de una afición , distracción o un hobby, que acaba en una decisión de dedicarse al coleccionismo está sin duda muy ligada a aspectos de personalidad”, explica. Según Cayuela no se puede hablar de un patrón estricto pero si de una característica muy propia de los auténticos coleccionistas: “Son ordenados y cuidadosos y se da también cierta posición obsesiva, que puede ser exacerbada sin caer en la patología y que está directamente relacionada con lo que se colecciona. Existe, además, una vinculación psicológica con el objeto coleccionado”.

Este vínculo que describe Cayuela es algo que otro coleccionista singular, el interiorista Andrés Alfaro Hofmann, tiene muy presente. Desde hace años colecciona electrodomésticos que testimonian la evolución del diseño industrial a lo largo del siglo XX. Una colección única, de más de cinco mil piezas, escogidas por Alfaro en especial por su estética, su funcionalidad y, también, por su carga emocional. Alfaro explica que valora mucho la respuesta nostálgica o asociativa ante algunos objetos de las personas que visitan su colección, que se exhibe en la localidad valenciana de Godella. Porque a él, como a muchos otros colegas suyos (y este es otro rasgo común), le proporciona más satisfacción enseñar que encontrar. “Hasta que no he logrado tener un espacio para mostrarla no he disfrutado de la colección. Lo bonito es visualizarla”, asegura.

Ernest Ventós también ha querido compartir su colección de arte, que lleva reuniendo desde hace más de tres décadas y en el que el papel que juegan las emociones está asimismo muy presente. Ventós es perfumista y en su colección, llamada olorVisual, la obra de arte tiene que despertarle sensaciones que le remitan a alguna experiencia olfativa. Y así, explica: “Transmitir que tenemos un sentido aletargado, el olfato, con el cual, si le dedicamos un poco de tiempo, podemos experimentar muchas emociones, tanto vividas como nuevas”.

Mostrar al público que el arte plástico se puede disfrutar con otro sentido que no sea el de la vista es uno de los principales objetivos del proyecto de Ventós y, también, una de las satisfacciones que su colección le reporta. Pero no es la única: “También tengo especial interés en que esto llegue a los niños, dado que ellos están abiertos a todo”, añade. La de la infancia y la preadolescencia, además, es una época muy proclive al coleccionismo. Sin ir más lejos, todos los entrevistados para este reportaje empezaron a coleccionar desde niños. Un afición que, como explica Ricard Cayuela, resulta beneficiosa en muchos sentido: “Porque produce relajación y la satisfacción anímica de conseguir cosas, además de la contemplación de algo que para el coleccionista resulta bello o precioso”. También facilita el orden, el deseo de cuidar los objetos y de valorarlos. Coleccionar es también un modo de aprender a gestionar la frustración (no se puede lograr todo ya, hay que tener paciencia), y de aumentar la autoestima (en el momento de mostrarla a otras personas). Puede ser asimismo el embrión de algunas vocaciones, como la de naturalista. Charles Darwin, por ejemplo, fue un ávido coleccionista y en parte gracias a su nutrida y colección de especies pudo acuñar su teoría de la evolución. Otro célebre naturalista inglés, David Attenborough, asegura que aprendió taxonomía, la base de las ciencias naturales, coleccionando fósiles de niño. “En la infancia se es coleccionista por naturaleza: coleccionar e identificar es un instinto básico, algo enraizado en todos nosotros”, afirma.

Precisamente, las de minerales e insectos son dos de las colecciones clásicas dentro del área de Coleccionables de la editorial RBA, que lleva muchos años en el sector del coleccionismo por entregas. Originaria de Italia, esta fórmula de adquirir una colección en el quiosco funciona con mucho éxito en España. En gran parte porque, como explica Marga Medina, su directora editorial: “Ha democratizado el coleccionismo”. Aunque no tiene por qué ser una afición elitista (hay colecciones muy baratas y atractivas), lo cierto es que coleccionar no siempre está al alcance de todos. “Por razones como la distancia, el tiempo y, a veces, el dinero, hay colecciones que estaban fueran de las posibilidades de las personas”, explica Medina. “Lo que hacemos nosotros es poner estos productos en el mercado de consumo más convencional”. Las colecciones por entregas son muy variadas y algunas (como las de coches de época o las casas de muñecas), juegan con el factor nostálgico, tan importante en este tipo de hobby. También reflejan modas, como la colección de las chapas de cava que se lanzó hace unos años, coincidiendo con el inicio del interés por este producto.
Medina no cree que una de las claves de las colecciones de este tipo sea que tengan un final. “De hecho, cuando una colección es popular, los consumidores no quieren que se acabe…”, explica. “Mi intuición me dice que muchos la continúan de forma independiente cuando ya no hay más entregas. Lo que quiere el coleccionista es que su colección crezca”, concluye.

Con ella coincide el psicólogo Ricard Cayuela, para quien “esta parte de constante ampliación del coleccionismo es uno de sus estímulo básicos, aunque la dificultad aumente cada vez mas”. Según Andrés Alfaro Hofmann, “que una colección esté viva es la parte más atractiva”. Antxón Gómez sigue sintiendo pasión por añadir nuevas piezas a sus series de objetos singulares, mientras que Ernest Ventós afirma rotundo que “una colección nunca está completa, siempre hay algo que te llama la atención o que puede completar aquello que tienes”. ¿Tiene alguna explicación esta faceta infinita del coleccionismo? En su ensayo El sistema de los objetos, Jean Baudrillard reflexionó sobre el carácter inacabable de las colecciones. Según él, esta falta de un objeto juega un papel esencial ya que, aunque a veces se viva como un sufrimiento, es una forma de seguir en un mundo en el que el coleccionista se siente bien. Para Baudrillard esta búsqueda constante sería, incluso, una manera de conjurar la muerte porque, escribió: “La presencia del objeto final significaría la muerte del sujeto”. Al completar su colección, el coleccionista dejaría de ser el hombre “vivo y apasionado” que es, gracias a algo que es mucho más que una simple afición.


Fuente http://www.lavanguardia.com/


domingo, 28 de julio de 2013

TOP 100 de entradas en estos 4 años

1º De Chupito a Chupito y bebo por que me Toca
2º Ahora TRES más, De Chupito a Chupito y bebo por que me Toca 
3º Chupito y Chupame: Chistes..
4º Star Wars
40º Donde Colacar mi colecciónNuevo en el TOP 100 
48º El Hielo es malo para la saludNuevo en el TOP 100 
51º Como Hacer Vasos de ChupitosNuevo en el TOP 100 
56º Juego de la Oca 2012Nuevo en el TOP 100 
62º Botellas de tequila - Nuevo en el TOP 100
70º Diez tequilas y a follar  - Nuevo en el TOP 100
73º Tipo de tequila  parte 98 - Sotol -  Nuevo en el TOP 100
76º Trago Orgasmo 
77º Los 10 paises mejores Orgasmos - Nuevo en el TOP 100
79º Absolut vodka para coleccionistas - Nuevo en el TOP 100
80º Canada.. 
91º Tipo de tequila  parte 59 - Divino - Nuevo en el TOP 100
94º Las Mejores discotecas de España - Nuevo en el TOP 100
95º Fotos de cagones y meones- Nuevo en el TOP 100
98º Tipo de tequila  parte 8 - 1800 - Nuevo en el TOP 100
99º Chupitos de Sudor - Nuevo en el TOP 100
100º Bromas Parte 4 - Nuevo en el TOP 10

viernes, 26 de julio de 2013

miércoles, 24 de julio de 2013

Cheryl Cole le da al tequila antes de actua

Algunos artistas necesitan estimularse de algún modo antes de salir al escenario, lo que no sabíamos es que Cheryl Cole, con el rodaje que tiene, se pimple unos cuantos tequilas antes de mostrarse ante el público, ¿lo habrá tomado como costumbre?

Cheryl Cole se lo monta a base de chupitos de tequila

Ocurrió por última vez en el club G-A-Y de Londres, donde la cantante, se atiborró a chupitazos antes de subir al escenario para presentar su último single 'Call my name', ¡y se quedó tan fresca!
Pero la iniciativa de hacerla beber no fue suya, sino de las personas que organizaron el evento, que, queriendo comprobar si realmente Cheryl era fan del tequila, decidieron invitarla a beber antes de salir a escena.
La cuestión es que la cantante se quedó a gusto con lo que bebió, y se mostro la mar de agradecida. Incluso al terminar la actuación, siguió de fiesta hasta las cinco de la madrugada a base de vodka con Redbull... ¡a tope!

lunes, 22 de julio de 2013

Los mejores bares de tequila alrededor del mundo

A continuación te hacemos un pequeña selección de los bares de tequila más famosos, para que los tengas presentes en tu próximo viaje.

Amigos, Melbourne
El restaurante y bar Amigos promete toda una experiencia, con ambientación y un menú tradicional mexicano. Esta local debe su fama a sus shot de tequila acompañados de sangrita.
Maya Tequila Bar and Grill, Melbourne

Con más de 50 tequilas para elegir, Maya Tequila Bar, también ofrece variados y exóticos bocadillos -como el Jalapeño Poppers- y cócteles basados en tequila, como el Panda Margarita o el Añejo Blazer, una combinación de un tequila añejo de 1800 y Gran Marnier.

La Piñata, Newark, California
Restaurant mexicano con un bar especializado en la bebida azteca. Ofrece Happy Hours de lunes a viernes y el tequila flight, un shot de cada tipo de tequila: blanco, reposado y añejo, que hará volar a cualquiera. Además, cuenta con clases y degustaciones, para los paladares más entrenados.

Zócalo, Chicago
En la ciudad de los vientos, Zócalo ofrece más de cien marcas de tequila hechos con un 100% de agave azul. Entre sus mayores atracciones, cuenta con la variedad Extra Añejo, una nueva clasificación que cuenta con un mínimo de tres años de añejado en pequeños barriles de roble.

Pancho’s, Baja California, México
La mejor experiencia con tequila hay que vivirla en México, eso es lo que plantea el Restaurant Pancho’s & Tequila Bar, ubicado en la Bahía de San Lucas. A su gran variedad de tequilas, se suma la comida tradicional y distintos tipos de mezcal, otros destilados del agave.

PinqTaco, Montreal
Ubicado en Montreal, PinqTaco ofrece tres tipos de tequila de primera calidad, 100% agave. Destaca el tequila Añejo que tiene un proceso añejado de más un año en barricas de roble y cuenta con esencias a chocolate, mantequilla y notas de vainilla, entre otras.

Frida Restaurant & Bar, Toronto
Este restaurante inspirado en la artista mexicana más famosa, ofrece un menú de comida mexicana totalmente moderno. Además cuenta con tequila de alta pureza para los paladares más refinados.

viernes, 19 de julio de 2013

Un hombre muere tras beber 6 litros de cerveza en 20 minutos en un concurso

Beba con responsabilidad. Este es el sabio consejo que obvió Joaquín Alcaraz Gracia, que murió tras ingerir seis litros de cerveza en 20 minutos, convirtiéndose en el fugaz pero ganador del Gran Concurso de Cerveza con motivo de los festejos patronales de Nuestra Señora del Carmen de La Tercia, en Murcia.

El hombre, de 45 años y que sufría sobrepeso, falleció tras vencer un certamen con 15 años de tradición, considerado por los vecinos de la pedanía como todo un clásico en la programación de las fiestas patronales. Joaquín tuvo tiempo de alzar la copa para celebrar el dudoso honor de haber ingerido seis litros de cerveza en 20 minutos. "Él estaba bien; se había bebido seis litros de cerveza y cuando ganó levantó la copa", relató uno de los vecinos en el diario La Verdad de Murcia.

Al ver que el hombre “comenzó a vomitar sin parar y ya no volvió a hablar más”, los presentes en el bar Mary, donde se celebraba el concurso, llamaron al 112 para advertir de una “intoxicación etílica”. Los espectadores trataron de aguantar el cuerpo de Joaquín para que no desfalleciera, pero el hombre entró en parada cardiorrespiratoria. Pese a los intentos de los servicios de emergencias de reanimar a la víctima de su propia proeza, la Consejería de Sanidad murciana confirmó que el hombre “ingresó en la UCI pero apenas tenía constantes vitales”.

El alcalde de La Tercia, José Manuel Gracia, rebajó la ingesta de cerveza de seis a entre dos y tres litros para tratar de proteger el concurso. “No sabemos si ha muerto por un ataque de tensión, un infarto o por el concurso hasta que conozcamos los resultados de la autopsia”, recalcó el edil a La Verdad de Murcia. El consistorio ha decretado tres días de luto y la suspensión de las demás actividades programadas, que debían finalizar el próximo lunes.

Fuente: http://www.lavanguardia.com

sábado, 6 de julio de 2013